Integrantes de sub17 femenino detenidas en china por robar en una tienda

Imagen ilustrativa

“Es una gran mancha para la selección uruguaya que cuenta con una gran imagen en tierras asiáticas luego de su pasaje por la China Cup, como cada vez que nos tocó viajar, eso es innegable.”

La selección uruguaya sub-17 femenina se está preparando para el Mundial de la categoría que se realizará en nuestro país desde el 13 de noviembre al 1 de diciembre y para ello viajó por un mes a China para realizar una estadía de preparación (5 de mayo al 6 de junio) en el marco del convenio firmado con aquel país de intercambio deportivo entre ambos gobiernos.

La iniciativa, que le otorgó una oportunidad única de trabajar a primer nivel para preparar a la cita, estuvo marcada con entrenamientos intensos, amistosos y un trabajo grupal global muy importante para afianzar el crecimiento de este combinado celeste.

Pero no todos fueron flores en el viaje a China, ya que durante la estadía, algunas jugadoras de la selección protagonizaron un robo a una tienda en uno de los paseos recreativos realizado que encendió las alarmas en la AUF.

Este hecho no pasó desapercibido, ya que la Asociación debió hacerse cargo del insuceso hasta llegar a una solución y tomar cartas en el asunto según confirmó su presidente Wilmar Valdez a FútbolUy.

“Una vez que nos comunicaron la situación, inmediatamente se tomaron varias medidas, en principio a las involucradas se las destinó a trabajos diferenciados con respecto al grupo hasta el retorno y además se pusieron a disposición los mecanismos que tenemos para tratar el tema (psicólogo y afines)”, explicó Valdez.

“A su retorno a nuestro país no se las convocó a la preselección por varios días, pero se entendió que al ser chicas de 15, 16 y 17 años había que hacerles entender el error cometido y darles una segunda oportunidad”, amplió más tarde.

Los profesionales que estaban junto a ellas en la mencionada salida a las tiendas en China cuando se produjo el robo ya no trabajan más vinculados a la selección ya que renunciaron a sus cargos.

La situación también generó malestar interno entre las propias futbolistas ya que se entiende que es una conducta que termina por afectar a todo el plantel y en la Secretaria Nacional del Deporte, debido a que el intercambio deportivo con China es un programa que lleva adelante en forma muy exitosa, con más de cien deportistas que viajaron a dicho país y es el primer inconveniente de gravedad que se genera.

Cabe destacar que el informe que realiza la empresa que se encarga de este programa no menciona el hecho: “lo cual es muy positivo para nosotros, aunque no deja de ser algo en que tuvimos que accionar rápidamente”.

Futbol