“Dionisio vive”

Como cada 9 de febrero, el grupo de escritores Parnaso se trasladó hasta el mojón ubicado en camino Perinetti, a escasos kilómetros dela ciudad de Treinta y Tres, donde está marcado el lugar en el que según el relato de los  protagonistas, se constató el fallecimiento de Dionisio Díaz, un niño héroe de tan solo 9 años de edad, mientras era trasladado desde El Oro con una herida de arma blanca en su abdomen, que a la postre le causó la muerte.

El niño entró en la historia de Treinta y Tres como ejemplo de amor abnegado, ya que pese a estar herido, logró salvar a su hermana menor llevándola en brazos varios kilómetros a campo traviesa hasta el pueblo más próximo como única sobreviviente de una tragedia que acabó con toda la familia en circunstancias que hasta el día de hoy siguen motivando investigaciones periodísticas que tratan de descifrar aspectos contradictorios de la versión oficial.

El pequeño Dionisio, como se le conoce comúnmente, sigue siendo fuente de inspiración para reflexionar en torno a los valores que debe promover nuestra sociedad. En cada uno de los 19 departamentos del Uruguay hay una Escuela Pública con su nombre en cumplimiento de una Ley que busca perpetuar el ejemplo heroico del niño treintaytresino.

Cada 9 de mayo al cumplirse un nuevo aniversario de la hazaña, el grupo Parnaso la evoca en un acto que este año tuvo la activa participación de algunos invitados especiales, ya que participó una delegación de la Escuela más próxima y un representante del taller de lectura de UNI TRES.

En las fotos se puede ver algunos momentos del acto en el que hubo su parte oratoria muy emotiva, se entonó una canción alusiva  y culminó con la plantación de una Tuna al pie del mojón en cuyos alrededores ya hay varios árboles que han sido plantados en sucesivos actos anteriores. Con el tiempo se espera que este lugar quede así embellecido para realzar el hecho histórico que lo motiva.