Se suicida el asesino

Era buscado por el asesinato de Florencia Cabrera, la cajera del supermercado de La Blanqueada, y por otros crímenes.

Rodeado por la Policía en la zona conocida como El Monarca, Christian Damian Pastorino Pimentel, alias “Kiki”, se disparó en la cabeza y fue trasladado en estado muy grave a una policlínica este martes, donde falleció, confirmaron a ECOS fuentes del Ministerio del Interior.

Fuente